22 noviembre 2007

Santa Cecilia, ¿patrona de la música?

Santa Cecilia, de Rafael. Imagen de Mark Harden's Artchive


Como tantos otros santos patrones, es más que probable que Santa Cecilia nada tuviera que ver con la música. Como supongo que muchos sabréis, Cecilia fue una joven romana que no quiso renunciar a su virginidad cuando contrajo matrimonio y además de convencer a su esposo de que tenía que respetar este deseo, lo animó a convertirse al cristianismo, que debió abrazar con fervor porque, algo más tarde, tanto él, Valerio, como su hermano Tiburcio murieron martirizados por no renunciar a su fe. Esto sucedió en los oscuros tiempos de las catacumbas y la persecución a los cristianos, allá por los siglos II y III. Las actas de su martirio no aparecen hasta el año 480, aproximadamente, así que es bastante dudosa su credibilidad.

En estas actas del martirio hay una frase en latín, cantatibus organis, que es la causante de que se le haya relacionado con el arte musical. Lo que no está tan claro es que la traducción esté bien hecha. Organum no sólo es un órgano (instrumento de viento con el cual se suele representar a la santa), sino también sino también cualquier instrumento musical, o de otro tipo, herramienta, incluso una máquina de guerra o un instrumento de tortura... porque en realidad no se sabe si el texto dice candentibus organis, con lo que no habría órganos ni canciones, sino instrumentos de tortura candentes... así que la traducción que se hizo de estas actas "Cecilia cantaba y se acompañaba con el órgano" asoció a esta mujer con el instrumento y con la música para siempre sin motivos bien fundados.

Haya o no una razón para conmemorar este día, como desde el siglo XVI se viene celebrando, y son millones de músicos los que este día la festejan, no seré yo quien proponga un cambio de patrona ni de día... Aquí os dejo una de las odas a Santa Cecilia que compuso Henry Purcell, Day Welcome to all the pleasures interpretada por el contratenor Michael Chance, el tenor John Mark Ainsley, el bajo Michael George y el English Concert dirigidos por Trevor Pinnock.

... y sin tratar de emular a mi buen amigo Antonio, un verdadero mago relacionando la etimología con la historia y la zoología, no puedo dejar de mencionar un curioso descubrimiento que hice el otro día sobre las "cecilias" (el mérito es de mi hijo de nueve años, lo mío sólo es ignorancia). Parece ser que hay un orden dentro de los anfibios, las cecilias, unos extraños animales que no tienen ni patas ni ojos: en realidad tienen aspecto de serpiente... mi hija está muy dolida desde que se ha enterado, porque no le hace gracia tener nombre de anfibio...

¡Feliz Día de la Música!

10 comentarios:

Antonio dijo...

Y digo yo, ¿por qué no proponemos a Santa Cecilia como patrona de los alumnos ciegos y ápodos -léase "apáticos" e "inactivos"-?

Muy bueno el artículo. Y dile a tu hija que, a mí, las Cecilias me resultan unos animales simpáticos e interesantes...

Marian dijo...

No hay peor ciego que el que no quiere ver, ni peor sordo que el que no quiere escuchar. Desde que me dijo una alumna en clase "profesora, a mí la música que pones no me gusta... ¿puedo oír mi mp3?" ya no me cabe duda de la sordera mental que aqueja a muchos de mis alumnos.

Interpretaré tu gusto por esos extraños animales como la promesa de una jugosa próxima entrada interdisciplinar: a ver con qué nos sorprendes ;)

Antonio dijo...

ja, ja... Y, por cierto, ahora que me acuerdo: puedes decir a tu hija que su nombre no viene del anfibio sino de la mariposa (mura aquí): http://www.flickr.com/photo_zoom.gne?id=1390792327&size=o

Antonio dijo...

mira, no "mura"

Antonio dijo...

o aquí
http://www.infojardin.com/fotos/albums/userpics/02_Pyronia_tithonus.jpg

Marian dijo...

Tampoco es que sea de las mariposas más bonitas que he visto, pero es ciertamente mejor que la cecilia. Por aquí hay una bien grande... ¡qué mala pinta tiene! ¡Y encima, sin ojos! Le haré llegar tu observación, que las mariposas le encantan.

Paulo dijo...

Feliz dia da música, ontem, hoje e todos os dias. Que Santa Cecília nos traga sempre mais alegrias.

Marian dijo...

Felices días con música, Paulo... que en tu blog siempre la hay, y de la mejor ;)

capital dijo...

Con eso de las traducciones hay que tener siempre mucho cuidado para que no nos pase como al que interpretó el himno de Croacia en el partido Inglaterra Croacia y que en vez de decir en "croato", "Mila Kuda si planina", Que como todo el mundo sabe, sobre todo los "croatos" quiere decir... "Querida ya sabes como nos gustan las montañas", pues el hombre se trabucó y dijo " Mila Kura si planina", que viene a decir..." Querida mi ---- es una montaña". Bueno ni que decir tiene que los croatas ganaron y eliminaron a Inglaterra. ¡Lo que hace la motivación¡, ¡mueve montañas.

Marian dijo...

Tomás, qué buena la anécdota... total por una r de nada lo que cambia la frase. No sabía yo de tu conocimiento del croata (que tiene que ser mucho más difícil que el francés... y va con segundas, espero que no lo lea Alex). Besos.